José Balmes Parramón y su paso por tierras atacameña

por Vidal Naveas Droguett, nota año 2016.

Ante el deceso del pintor nacional José Balmes, de dilatada carrera en nuestro país, tengo que destacar su venida a las tierras atacameñas, en el mes de noviembre del año 2004, donde junto a un grupo de 30 cultores de la plástica, visitaron Copiapó y el puerto de Huasco.

Luego partieron a Carrizal Bajo, en plena temporada del Desierto Florido.
Balmes y el grupo de artistas, admiraron la naturaleza y entre las actividades cumplidas, los asistentes plasmaron la belleza del paisaje en una gigantesca tela.

Tiempo atrás, encontré en una revista de cultura regional de Copiapó, unas notas que hablaban sobre unos óleos que pintó el señor Balmes, junto a otros artistas plásticos de Atacama, los cuales quedaron abandonadas en una bodega de una importante universidad de Copiapó. 

Lamentablemente, no pude encontrar el artículo porque la mencionada revista no tiene un espacio (click-buscar) para encontrar virtualmente esa nota.
Espero, que ahora con la notoriedad que alcanzará el artista Balmes, estas obras sean recogidas y recuperadas para bien de la universidad y comuna.

José Balmes, nació el 20 de enero de 1927, en la localidad de Montesquiu, Cataluña, España, donde vivió su infancia, hasta el estallido la Guerra Civil Española en 1936. En 1939 y tras la victoria franquista, Balmes en conjunto con su familia, se ve obligado a abandonar España, por la militancia de su padre, Damián Balmes, alcalde de la localidad por Esquerra Republicana de Catalunya.
Viaja a Chile en el navío Winnipeg, aceptando la ayuda que el gobierno chileno le dio a los republicanos españoles.

En Chile desarrolló sus estudios secundarios en el Liceo Barros Borgoño y los superiores en la Escuela de Bellas Artes de la Universidad de Chile. En el año 1943, el Estado de Chile le concedió la nacionalidad chilena.

Fue discípulo de Pablo Burchard y Camilo Mori, se relacionó entre otros, con la también artista y posteriormente Premio Nacional de Artes, Gracia Barrios, con quien contraería matrimonio el año 1952.

Continuó estando ligado a la Universidad de Chile como Académico (1950-1973) y Decano de la Facultad de Artes (1972-1973).

Junto a Gracia Barrios y otros artistas, conformaron el grupo informalista Signo, con quienes presentaron sus obras en Barcelona, Madrid y París.

Gran parte de su carrera estuvo ligada a la vida política, apoyando activamente el gobierno de la Unidad Popular don Salvador Allende. Tuvo que partir al exilio, se fue a Francia tras el Golpe de Estado, donde continuó desarrollando su carrera artística siendo profesor en la Universidad de París I Panthéon-Sorbonne.

En 1986, Balmes vuelve a Chile, tras lo cual recibiría múltiples distinciones como el Premio Nacional de Artes Plásticas de Chile en 1999, el Premio Altazor el 2002, entre otros.

En el 2012 el documentalista chileno Pablo Trujillo Novoa realizó un documental sobre la vida del artista titulado: Balmes: El Doble Exilio de la Pintura.
Estuvo internado en la Clínica Las Condes por un cuadro de neumonía desde principios de agosto de 2016.

Su fallecimiento el 28 de agosto de 2016, caló hondo entre sus seguidores.

Entre las distinciones logradas están:

• Premio de Honor en el Salón de Alumnos de la Escuela de Bellas Artes (1946)
• Segundo Premio Honorífico a extranjeros del Salón Oficial de Santiago (1948)
• Primer Premio del Salón Oficial, Museo Nacional de Bellas Artes de Santiago (1951)
• Premio de Honor del Salón Oficial de Santiago (1958)
• Premio en la II Bienal de México (1960)
• Mención de Honor en la II Bienal de París consagrada a artistas jóvenes(1961)
• Primer Premio, Mención Pintura, concurso CRAV de Valparaíso (1963)
• Premio Especial, concurso Esso (1964)
• Primer Premio, Mención Dibujo, Bienal Americana de Arte de Cali, Colombia (1971)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *